“Consejeros damos mal ejemplo a los funcionarios”

“Consejeros damos mal ejemplo a los funcionarios”

*Señaló consejero regional Fernando Valencia.

Su expresión se desprendió de la molestia que viene sintiendo hace mucho tiempo Valencia, al observar que los consejeros Miguel Gutiérrez y Javier Álava, faltan constantemente a las sesiones, pese a que son únicamente dos al mes y por las que les pagan un total de 4,295 soles.

“No se ha podido hablar de la Hidrovía porque no se hizo presente el director de transportes, tampoco se pudo tocar el tema de salud porque no vino el director. Y ese mal ejemplo lo estamos dando nosotros como consejeros, al faltar constantemente a las sesiones.

Algunos consejeros se enferman en la mañana y en las noches hacen sus caminatas, están vivitos y coleando. Yo planteo que el consejo en pleno vaya donde los directores y ahí hacer la interpelación para que respondan a nuestras preguntas en una visita inopinada.

¿Por qué ellos no vienen? Porque nosotros damos el mal ejemplo ya que a cada rato nos enfermamos y no venimos. Yo no creo que a cada rato no pique el jergón. La secretaria del consejo dice que no se les paga a los consejeros que no vienen, pero sí les pagan por los gastos operativos y viáticos completitos, ahí hay una falta.

Dos consejeros regionales faltan constantemente a las sesiones. Consejero Valencia, indignado por la continua falta de sus colegas y funcionarios, a las sesiones del consejo regional.

Yo creo que la fiscalía de prevención del delito podría en cualquier momento actuar de oficio, los consejeros de las provincias tienen la obligación de permanecer 15 días en Iquitos. Algunos tienen varios asistentes y cuando se les necesita no hay ni uno solo para colocar un sello. Es bien penosa esta situación” expresó Valencia.

Por su parte el consejero Roberto Pérez, pidió que se reitere en la invitación a los funcionarios y que de no asistir el consejo tiene la facultad de censurarlos. “El tema de la Hidrovía a mí particularmente me interesa mucho, quiero saber cuál es el impacto ambiental que vamos a tener. Pienso que se nos acabará el “mijano”, porque al remover el fondo del río se morirán los peces y habrá otros daños” concluyó.