Denunciaron a trabajador universitario quien habría fraguado documentos

Denunciaron a trabajador universitario quien habría fraguado documentos

*No habría terminado sus estudios secundarios.

La noticia fue conocida a medias el año pasado, a raíz de ese inicio interesados en que la universidad UCP cuente con verdaderos profesionales y no con aquellos que se habrían prestado a fraguar documentos educativos con el fin de lograr más adelante un título profesional de manera indebida; han profundizado en investigaciones lo que les ha llevado a contar con pruebas contundentes las mismas que hace unos días han sido presentadas ante la sexta fiscalía penal de Maynas.

Linda Luz Barrera Macedo, interpuso la denuncia contra Wilfredo Edgar piélago Mariño y contra los que resulten responsables por la comisión de presuntos delitos contra el patrimonio en su modalidad de estafa, contra la fe pública en la modalidad de falsificación de documentos en general, falsedad ideológica y omisión de consignar declaraciones en documentos.

Denunciaron a trabajador universitario quien habría fraguado documentos. Pruebas fueron presentadas ante la Sexta Fiscalía Penal.

¿En qué fundamenta su denuncia Linda Barrera? En que Wilfredo Piélago, es trabajador administrativo de la UCP (ex UPI), quien viene ejerciendo cargo de funcionario por su condición profesional en Derecho y Ciencias Políticas, y colegiado como Abogado en el CALoreto. “El mencionado se presentó al examen de admisión en el Semestre Académico 2001-I por primera vez, y consignó Declaración Jurada-Upi, en el cual declaró haber terminado sus estudios secundarios en la I.E. Ricardo Bentín-Rímac, postulando en la modalidad de traslado externo, para lo cual presentó certificado de estudios de la universidad nacional “Federico Villareal” en la carrera profesional de Tecnología Médica especialidad de radiología.

Cursado desde el año 1989 hasta 1993, acreditando haber aprobado 40 créditos académicos, con certificado emitido el 13 de diciembre de 2011, y contrastando el certificado de estudios emitido por la universidad Villareal y el record académico emitido el 03 de febrero de 2003 por la universidad Villareal, se puede afirmar que las notas consignadas en el certificado en mención coinciden con el record académico, a pesar del tiempo transcurrido (2003-2011) las notas se mantuvieron.

Se hicieron averiguaciones en la I.E. Ricardo Bentín y se determinó que Wilfredo Piélago Mariño, NO cursó estudios en ese plantel educativo. Que el mencionado se presentó al examen 2012-I de la UCP, consignando declaración jurada de fecha 03/12/2011 en la modalidad de “adulto”, a la carrera profesional de Derecho, en la referida declaración jurada afirmó haber concluido sus estudios secundarios en el año 1987 en la I.E. 3014 “Leoncio Prado”-Rímac.

Según certificado de estudios original de fecha 07 de julio de 2017, en la que se certifica que el señor Wilfredo Piélago, cursó estudios secundarios los años 1,985, 86 y 87 en los grados 1-2 y 3 de secundaria respectivamente. Con fecha 23 de junio 2017, mediante carta notarial hizo entrega de su certificado de estudios al vicerrectorado académico de la UCP, certificado de estudios que registra o consigna que el mencionado concluyó sus estudios secundarios en la I.E. Privada o Particular República de Holanda, en los años 1992-93- (4to y 5to de secundaria), emitido con fecha 16 junio 2017, siendo que el documento está visado irregularmente en el texto principal del formato visado por la Ugel 4-distrito de Comas, cuando formalmente se estila en la parte posterior para no alterar el contenido de la información académica.

Por conducto regular se solicitó información a la Ugel 4-Comas, a lo que respondieron con copias fedateadas de las actas consolidadas de evaluación integral correspondiente al 4to. (1992) y 5to. (1993) donde se registra las notas que figuran en el certificado de estudios. Del análisis de las actas se vio las siguientes observaciones:

-la caligrafía de las actas coinciden con la del certificado de estudios solamente para los datos de la I.E.P República de Holanda y el nombre del alumno, más no en el registro de las notas (por lo que se puede deducir que el funcionario que registró la información en las actas 1992 1993, aún se mantiene en el cargo (25 años hasta el 2017). Se encontró incoherencias en el registro de los apellidos de los siguientes alumnos:

-En el año 1992 (4to.) la alumna Aranciaga Mauricio Rosana, para el año 1993 (5to.) se consigna como Aranciaga Mauricio Edith Rosario. En el caso del alumno Cadena Romero Marco Emilio, en el año 1993 pasó a llamarse Cadena Romero Marco Antonio. Igual Rengifo Sánchez, Jesley James, que en el 93 pasó a llamarse Rengifo Sánchez lesley James. Además, dos nombres coinciden en ambas actas: Cortez Juarez Modesto Jorge y Pichilingue Oyola Carlos Ulises.

Mediante ficha Reniec se comprobó que el alumno Pichilingue Oyola Carlos Ulises, nació el año 1947 y para el año 1992, contaba con 45 años de edad ¿cómo se explica que un alumno de esa edad curse estudios en una I.E. en el turno de la mañana, con alumnos menores de edad, en el sistema de educación básica regular, cuando le correspondía el sistema básico alternativo. El mismo caso se da con otros cinco supuestos alumnos.

En el caso del denunciado, él nació el 22 de octubre de 1970, en el año 1992 y 1,993 contaba con 22 y 23 años respectivamente. ¿Cómo hizo el denunciado para estudiar paralelamente el 4to y 5to año de secundaria si según certificado de estudios de la universidad Villareal (1989 al 1993) él cursaba estudios universitarios en la carrera profesional de tecnología médica? Según certificado del colegio Leoncio Prado, el denunciado solo estudió hasta el 3er. Año de secundaria” suscribe detalladamente en la denuncia la denunciante.

Es momento preciso que la mencionada universidad deslinde responsabilidad con el denunciado a fin de no ver mellada su credibilidad en cuanto a la capacidad de muchos otros profesionales que laboran desde hace años en ella.