“El Órgano de Control Interno (OCI Electro Oriente) ha actuado conforme a sus funciones y competencias”

 “El Órgano de Control Interno (OCI Electro Oriente) ha actuado conforme a sus funciones y competencias”    

*Así lo expresó ayer el Ing. Roy Salazar Caballero, gerente regional de Contraloría de la República.

Ayer se ubicó al jefe regional quien justamente estaba en diálogo con el jefe de OCI/EO Harvey Panduro; a fin que deslinde sobre el tema invocado periodísticamente por el asesor legal de una empresa de seguridad, Abg. David Perea Sánchez. Quien calificó como “inaudito” y que: “buscan nulidad a la Buena Pro ganada lícitamente por nuestra empresa” mencionó Perea.

“A razón de la publicación aparecida en el Diario La Región sobre el accionar de nuestra OCI Electro Oriente, y digo nuestra porque en este caso contamos con el jefe de OCI que depende administrativa y funcionalmente de Contraloría de la República; es necesario hacer algunas precisiones.

Contraloría/OCI/EO ha emitido dos orientaciones de oficio sobre el proceso de contratación para el servicio de vigilancia y seguridad privada para las instalaciones de Electro Oriente. Esos dos servicios de control básicamente realizan observaciones, uno al estudio de mercado donde se han advertido vicios que podrían generar la nulidad del proceso. Y en el otro informe de control se advierte que se otorgó la Buena Pro a un postor cuya oferta no habría cumplido con lo establecido en las bases.

Esos informes han sido comunicados al actual gerente general de Electro Oriente y fueron elaborados en mérito a la normativa aplicable que es la norma de control simultáneo. Yo estimo que la entidad está en estos instantes evaluando las acciones que tiene que tomar en el marco de sus competencias.    


Jefe zonal de Contraloría Ing. Rony Salazar Caballero y jefe de OCI Electro Oriente Harvey Panduro.

Nosotros, Contraloría y OCI hemos actuado en mérito a nuestras funciones por lo que se comunicaron esas situaciones adversas que podrían afectar el proceso, el servicio, porque había un incumplimiento normativo legal de las bases y podría conllevar a nulidad” habló claro el jefe zonal de Contraloría Rony Salazar.

¿Pero a ustedes de ninguna manera les compete declarar la nulidad?

-No. Es una decisión que le compete estrictamente a la entidad (en este caso a Electro Oriente). Entiendo que están en pleno proceso de suscripción del contrato, se observa que hay una posición de algún funcionario de Electro Oriente en que todavía no se materialice la suscripción por ambas partes.

Recalco, la nulidad o no, es una decisión que corresponde en exclusiva a la entidad de energía. Nosotros como Contraloría estamos para prevenir, advertir potenciales situaciones que podrían afectar el servicio público, el cumplimiento de las normas. Todo lo encontrado luego se le comunica al titular, corresponde a los funcionarios a cargo de la gestión adoptar las gestiones que creen convenientes. Si firman o no firman el contrato es decisión exclusiva del titular de la entidad, no del órgano de control.

OCI no direcciona, no recomienda que se firme o no, lo que hace si identifica una situación contraria a la norma es comunicar al titular y éste decide si continúa o no.

¿OCI incautó documentos de manera prepotente?

-Nosotros tenemos pleno acceso a la información. En la publicación los interesados señalan que habría habido un tema de incautación de documentos, del expediente. Hemos pedido como órgano las explicaciones del caso y hemos recibido la información que acá no ha habido un proceso de incautación del expediente.

Por ello descartamos que haya habido incautación porque hay una solicitud de información que se requiere. Nuestra actuación es célere, debemos ser proactivos a efectos de emitir recomendaciones e informes oportunos. Se hace el documento y se otorga un plazo. Los auditores han acudido para coordinar y tener los documentos en menor tiempo posible. Se les ha entregado y se ha firmado un acta en la cual dice que se entrega voluntariamente los documentos, se evalúe y en el momento se devuelva. Las incautaciones, se entiende, son un proceso forzoso en el que yo agarro y quito los documentos y me los llevo. Acá existe un documento en el que se demuestra que ha habido una solicitud, una entrega de copias y luego se ha devuelto el expediente en original para que siga su curso. No se puede hablar que ha habido incautación ya que eso es un acto arbitrario, de ninguna manera. Lo que vemos es que OCI ha actuado conforme a sus funciones y competencias.