Nauta dividido por construcción de futuro cementerio

*Aunque en realidad aún el proyecto no está plasmado y tampoco existe un expediente técnico.

Pero solo la idea que en terrenos que pertenecerían al Centro de Capacitación Campesina de la Amazonía (CENCCA); más conocido porque en una hectárea de ellos se ubica el Santuario de la virgen Rosa Mística, ha comenzado a generar polémica en la ciudad de Nauta.

El diario La Región ayer pudo llegar hasta Nauta para recoger opiniones sobre la posible construcción de un cementerio nuevo en 7 hectáreas ubicadas a espaldas del Cencca. Sobre el punto se entrevistó al padre de la parroquia Agustín Raygada (vía teléfono ya que justo había viajado a Iquitos), quien entre sus respuestas dijo: “La presencia de un cementerio ahí terminaría contaminando las aguas de las que se alimenta, no solo el Cencca sino la gente de los asentamientos humanos”.


Padre Agustín Raygada, padre vicario de la parroquia de Nauta.

Lo que desde ya dejaba entrever que no será fácil, menos de un día a otro, que entreguen terrenos a la municipalidad de Loreto Nauta para que construyan el nuevo cementerio de esa provincia que ha crecido desmesuradamente. Tanto en gente como en invasiones de terrenos.

“El pasado 25 de octubre llegó una solicitud de parte de la municipalidad para que se les done 7 hectáreas de terreno del Cencca, a fin de poder construir un nuevo cementerio. Lógicamente la parroquia no puede tomar decisiones sobre terrenos que pertenecen al Vicariato Apostólico de Iquitos, a los Agustinos y Agustinas.


Terreno ubicado al lado del santuario, alcalde asegura que no estará por ese lugar el nuevo cementerio.

Viendo el mapa de 1980, el único que tenemos, está como predio San Ignacio que contaba con 94.8 hectáreas. Hay fuentes y corrientes de agua por la zona, de la cual se beneficia el Cencca y los asentamientos humanos ubicados en la zona. Actualmente se está viendo que de las 94.8 hectáreas, se han reducido a menos de la mitad.

Por la creciente del río Marañón, ya que el terreno está a orillas del Marañón; los pobladores subieron y se posesionaron de esos terrenos. Actualmente por lo que vemos, forman parte del asentamiento Santa Rosa, eso sospechamos.


Cementerio actual de Nauta, tiene más de 100 años de existencia, ha quedado prácticamente en el corazón de la ciudad.

De las 94.8 hectáreas ahora quedarían algo de 22.5 hectáreas, eso se tiene que revisar bien en el mapa para saber exactamente cuánto es el terreno del Cencca. A partir de ahí se tiene que evaluar si se puede o no se puede donar. Porque no es lo mismo donar un terreno que se encuentra alejado de todos, a donar un terreno que les puede causar daño a los peregrinos o personas que se abastecen de agua de esa zona” mencionó Raygada.

Sin embargo, el alcalde menciona que el ingreso al nuevo cementerio no pasaría por delante del santuario, sino que hay una trocha carrozable por la parte posterior y no perjudicaría a nadie ¿será?

-Eso de concretarse las 94 hectáreas. Es diferente donar 7 hectáreas de un terreno de 94 has, que donarlas en una esquina de un terreno que tiene 22.5 has. Hay una reducción de mucho más de la mitad. Por eso digo hay que evaluar bien todo, no podemos ser tan irresponsables de ceder un terreno que podría afectar no solo a los peregrinos, sino a las mismas personas de los asentamientos humanos.

¿Habría contaminación por un cementerio? Preguntamos, pensando en que actualmente el cementerio con más de 100 años de existencia, prácticamente está en el corazón de Nauta…

-Se necesita saber primero cuál es la dimensión exacta ya que puede ser menos de las 22 hectáreas. La presencia de un cementerio ahí terminaría contaminando las aguas de las que se alimentan, no solo el Cencca sino la gente de los asentamientos humanos. No sé cuánto dure todo el reconocimiento del terreno, incluso puede haber personas que ya cuentan con un documento que les respalde estar ahí. Hay que analizar todo muy bien.