OCI del Hospital Iquitos debe investigar techado de Inssa en interior del nosocomio

OCI del Hospital Iquitos debe investigar techado de Inssa en interior del nosocomio

*No para que ponga una oficina de la funeraria sino hecho en agradecimiento porque los fallecidos en dicho hospital son atendidos por esa empresa.

Lo cual es incorrecto ya que en un mundo comercial plural los monopolios están prohibidos, por lo mismo, es altamente cuestionable que una autoridad pública, en este caso el director Carlos Coral, acepte algún tipo de dádivas de cualquier persona o empresa a cambio de beneficios rentables como el acto de atender de inmediato con el rito mortuorio a un fallecido del hospital Iquitos, por cuenta de Inssa.

Mucho más cuando el director del hospital, que es un hombre enterado del acontecer regional y nacional, sabe que esa y otras funerarias han sido seriamente cuestionadas en medios de comunicación de alcance nacional. Ya que en un reporte se señaló que una comisión interventora encontró que los propietarios de las funerarias involucradas, hicieron un uso desmesurado de cartas poder lo cual les favoreció con el cobro de muchos muertos en la región Loreto.

Entonces, Carlos Coral, el último fin de semana brindó declaraciones a otro medio de comunicación, menos a este diario que lo buscó hasta en dos oportunidades. Declaraciones que, en vez de aclarar el tema, más bien lo complican para él por lo que OCI a cargo de María Julia Guevara, debería iniciar las acciones legales que correspondan.

Director del hospital Iquitos debe explicar a OCI techado de Inssa al interior del nosocomio.

La nota dice que “tras denuncias periodísticas sobre el funcionamiento de una empresa funeraria al interior del hospital Iquitos”. Este diario NUNCA dijo que al interior del hospital funcionaba una empresa funeraria. Se dijo que la empresa Inssa, en agradecimiento (por los muertos de ese nosocomio a quien atiende) estaba construyendo un techo al interior del hospital.

El mismo director del hospital Iquitos Carlos Coral Gonzáles, acepta contundentemente lo escrito en este diario, la única diferencia es que trata de minimizar el hecho y no es así. El asunto es grave. “Lo único que sucedió es que la empresa funeraria Inssa ofreció y cumplió con un techado para la atención de pacientes y familiares del área de emergencia del nosocomio” aceptó Coral.

Agregando para confundir y lavarse las manos, lo siguiente: “En ningún hospital público se puede instalar una empresa funeraria para ofrecer sus productos a pacientes del SIS. Descarto que estemos favoreciendo a una empresa particular, a cambio del techado de la explanada del hospital de contingencia” dijo el director que ya debería estar siendo investigado por OCI de ese nosocomio.

Reiteramos, en este medio de comunicación nunca se dijo que la empresa Inssa se haya instalado ahí a vender sus productos mortales a gente afiliada al SIS. Sí se afirmó que la estaban favoreciendo explícitamente al permitirle que le construyan un techo al interior del hospital.

Quiere descartar ese favoritismo y eso es imposible porque los hechos concretos están ahí para que OCI los resuma y eleve su informe al área competente, ante la tremenda irregularidad cometida por Coral Gonzales. No es nada ético lo que ha hecho y eso se presta a mil especulaciones.