“Queremos que el centro de salud sea un centro piloto como una clínica de E.E.U.U”

“Queremos que el centro de salud sea un centro piloto como una clínica de E.E.U.U”

*Señaló la doctora Iracema Arévalo Perea, quien desde hace cuatro años impulsa una misión que viene mejorando el centro de salud de Moronacocha.

*Estudió en el colegio “Sagrado Corazón”, promoción 1986, al lado de la hoy Congresista Patricia Donayre.

*Luego ingresó a la Universidad Cayetano Heredia y posteriormente partió a los Estados Unidos.

Sin embargo, su corazón, su profesionalismo y ese espíritu de hacer mucho por la ciudad que la vio nacer, donde por primera vez vio la luz y ese manto verde de la selva inmensa bañada por días de lluvia intensa o de un sol implacable; no disminuyeron en nada estando en país del norte donde, por cierto, se perfeccionó en infectología pediátrica. También es docente en la Universidad de “Toledo”.

Iraema Arévalo Perea, es hija del muy conocido y reconocido doctor Jorge Arévalo Melho, ex decano de la facultad de medicina de la Unap. Quien falleció a su lado y el de su madre, en Estados Unidos. La médico estudió en el colegio Sagrado Corazón, es de la promoción 1986, aún recuerda que la actual congresista Patricia Donayre, también es de la misma promoción, siendo que la hija del Dr. Jorge Luis Donayre, fue llevada a Lima, cuando cursaba el 4to. año.

“Mi padre nos llevaba a su área de trabajo y por su profesión nos hizo participar de su vida diaria. Un papá médico al que teníamos que adaptarnos y ayudarle en las cosas diarias. Desde muy pequeños nos llevaba al hospital Iquitos, creo que desde ahí nació en mí el deseo de estudiar medicina y cuando concluí mi secundaria me fui a la Universidad Cayetano Heredia a estudiar los 8 años. Somos 4 hermanos.

Dra. Iracema Arévalo Perea, infectóloga pediatra, hija del reconocido pediatra loretano Jorge Arévalo Melho. Iracema Arévalo, ha formado la misión de apoyo médico y social, que ahora lleva el nombre de su padre, el ex Decano de la Facultad de Medicina de la Unap.

Hace 21 años que viajé a estados unidos a seguir una maestría, luego a Canadá para hacer una especialidad en enfermedades tropicales. Especialidad en pediatría y una sub especialidad en infectología pediátrica en Nueva York.

Hace cuatro años que he creado esta misión médica que ahora lleva el nombre de mi padre Jorge Arévalo Melho. La misión tiene la meta de crear un Centro Médico Piloto, como si fuera una Clínica de Estados Unidos, en Moronacocha. Poco a poco estamos yendo con los arreglos para irla acondicionado como una clínica.

Desde el 22 hasta el 30 de junio estaremos en esta campaña médica donde varios colegas brindan el servicio en diversas especialidades, además al final se les dan algunas donaciones que gracias a personas de buen corazón entregan para darles a los más humildes. Estamos atendiendo en un colegio ubicado al lado del centro de salud de Moronacocha. El día viernes vamos al caserío “Libertad” ubicado a 3 horas de Iquitos.

Iracema Arévalo, posa bajo la placa colocada en el centro de salud de Moronacocha, en homenaje a su padre, el famoso pediatra conocido como: “Chololongo”.

Este miércoles llega el Dr. Oswaldo Navarro, que es un cirujano plástico especializado, viene trayendo componentes para hacer injertos a personas quemadas. Las atenciones serán en el hospital regional” expresó Arévalo Perea.

¿Qué recuerda de su padre? 

-Siempre nos dijo que hay que dar sin esperar nada a cambio. Sin anteponer nunca el interés personal, político o financiero. Él fue coparticipe de esta misión. Él me ayudó a lanzar esta misión con el apoyo de médicos que conocía. Lo que se desea es que participe la gente profesional local en la clínica piloto. No venimos a dar sino a ayudar, hay que enfatizar en que la participación del equipo médico local es importante para que el proyecto sea sostenible a largo tiempo.