Director de red de salud de Datem del Marañón envió a Apu indígena a Iquitos y acá no le dan atención

*Por lo que está a punto de regresarse a su tierra con su esposa mal de salud.

*Apu Awajum Edinson Saneiak Pakum, asegura que le pidieron unidades de sangre, pero él no conoce a nadie en la ciudad.

Su esposa no podrá ser operada por el médico oncólogo ante la falta de sangre, por lo que ayer fue dada de alta y tendrá que retornar muy mal de salud a la comunidad de “Palestina” ubicada en el distrito de Manseriche/Datem del Marañón.

¿Y dónde está la gerencia de asuntos indígenas a cargo de Omar Arévalo Vacalla? Quien ha debido brindarle todo el apoyo al Apu y su esposa a fin que no pasen penurias en Iquitos, donde no tienen familiares, menos amigos que les puedan dotar de unidades de sangre.

Ayer se le encontró desconsolado al Apu Edinson Saneiak Pakun, sentado en una de las bancas de la Plaza 28 de Julio, quien narró su drama, dejando en claro que el gerente de la micro red de Datem del Marañón Emerson García Díaz, a través de la licenciada Dalia, fue quien le motivó a venir a Iquitos señalando que ya todo estaba coordinado con el hospital para que operen a su señora.

“Ese gerente cuenta con el apoyo de mis hermanos indígenas, sin embargo, nos está engañando al decir que acá nos atienden y no es así, nos dejan abandonados. Hemos tenido que sobrevivir 20 días y no hay ningún resultado para la madre de mis hijos.


Poblador de etnia Awajum, Edinson Saneiak Pakun, lo hicieron venir hasta Iquitos por las puras. Su esposa está muy mal de salud.
 

¿Si yo vivo en una comunidad lejana cómo pues me piden sangre en Iquitos para mi mujer si no conozco a nadie acá? Ella tiene un tumor cancerígeno en los genitales, hace un día se puso mal, no podía orinar porque tenía obstrucción, le pusieron una sonda. Ahora ya no la van operar por la falta de sangre, además el médico se va de viaje, entonces me la llevaré a mi tierra, pero sin sonda, donde le daré vegetales, nadie nos ha socorrido acá.

Entonces es una gran negligencia del director de la red de salud de Datem y acá también que nadie ha visto por nosotros. Son unos indolentes para con los hijos de los pueblos indígenas, no es real que recibamos buena atención de parte de las autoridades que deberían ver por nosotros” dice el Apu.   

Y tiene toda la razón.