Qali Warma revalora la gastronomía ancestral con hoja de yuca señorita en comunidad Kukama Kukamiria “Independencia”

*En institución educativa bilingüe intercultural n° 894, jefas de hogar la utilizan como complemento nutricional en los desayunos para 28 escolares, cumpliendo con los protocolos de bioseguridad contra la COVID-19.

En Loreto, las madres de familia de la institución educativa bilingüe intercultural n. ° 894 de la comunidad Independencia, donde se asienta la población indígena Kukama-Kukamiria, situada al margen derecho del río Amazonas, en el distrito de Punchana, prepararon nutritivos desayunos con productos de calidad e inocuidad del Programa Nacional de Alimentación Escolar Qali Warma

Las jefas de hogares decidieron preparar salpicón de pollo y tortilla, utilizando alimentos de Qali Warma, mezclados con el insumo de hoja de yuca señorita para revalorar la gastronomía ancestral de la Amazonía peruana, receta consumida por 28 niñas y niños usuarios de la referida escuela.


Cabe precisar qué durante las entregas, a cargo de los Comités de Alimentación Escolar (CAE) en los centros educativos, se adoptan todos los protocolos y medidas de prevención sanitaria dispuestas por el sector Salud.

La madre indígena Maritza Rodríguez Paima aseguró que están revalorando la gastronomía ancestral con la hoja de yuca señorita, debido a que contiene proteínas, aminoácidos, vitaminas, minerales, ácidos y carbohidratos para que los escolares comiencen el día con mucha energía a manera de acompañamiento de las clases no presenciales a través de la estrategia “Aprendo en casa” y “Al son del manguaré”.

“Gracias a Qali Warma, estamos revalorando nuestra gastronomía ancestral. Generaciones tras generaciones han sobrevivido comiendo hoja de yuca señorita. Hoy, estamos empleando ese insumo en el salpicón de pollo y tortilla, como complemento nutricional por el bienestar de nuestros niños Kukama-Kukamiria”, expresó Maritza Rodríguez.

Los productos entregados por Qali Warma responden a altos estándares de calidad, establecidos en las especificaciones técnicas exigidas por la autoridad sanitaria y el programa, en consonancia con la Ley de Alimentación Saludable. De esa manera, los alimentos brindados por el programa están libres de octógonos, es decir, no superan los límites establecidos de azúcares y grasas.